Castillo Fuerte, himno de la reforma

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

CASTILLO FUERTE ES NUESTRO DIOS

       El día 31 de octubre, nuestra Catedral, celebra el “Día de la Reforma”. En este día de 1517, el monje agustino Martín Lutero, clavó una propuesta a las puertas de la Iglesia de Wittemberg, Alemania, para debatir la doctrina y la práctica de las indulgencias. Esta propuesta fue conocida como las “95 tesis”, que fueron clavadas en las puertas de la Schlosskirche, Iglesia del Castillo.

        Este hecho provocó una dura controversia entre Lutero y los aliados papales, de tal modo que cuando Lutero y sus seguidores fueron excomulgados en 1520, nació la tradición en las Iglesias Reformadas de recordar este día.

      Unido a esta celebración, está el himno “Castillo fuerte es nuestro Dios”, se trata de un texto compuesto por Martín Lutero en 1529. El texto tiene su base en el Salmo 46, “Dios es nuestro amparo y fortaleza”.

     Juan Sebastian Bach, (1685-1750), utilizo su melodía para el tema de la “Cantata BWV 80”, Félix Mendelssohn, (1809-1847), lo incorporó en el último movimiento de su “5ª Sinfonía”. En la obra de Giacomo Meyerbeer, (1791-1864), “Los Hugonotes” es empleada como hilo conductor y así mismo es el leitmotiv en la obra “Friedenstag” de Richard Strauss, (1864-1949).

      Recogiendo esta profunda tradición, nuestro Primer Obispo, Juan Bautista Cabrera, realizó una gran traducción que es la que con fervor, nuestra Iglesia canta:

  1.   Castillo fuerte es nuestro Dios.                          3.      Y si demonios mil están

Defensa y buen escudo,                                                prontos a devorarnos

con su poder nos librará                                               no temeremos, porque Dios

en todo trance agudo.                                                   sabrá como ampararnos.

Con furia y con afán                                                       Que muestre su  vigor

acósanos Satán,                                                              Satán, y su furor

por armas deja ver                                                         dañarnos no podrá,

astucia y gran poder,                                                     pues condenado es ya

cual él no hay en la tierra.                                            por la palabra Santa.

  1. Nuestro valor es nada aquí,                                  4.    Esa palabra del Señor,

con él todo es perdido;                                                 que el mundo no apetece,

mas con nosotros luchará                                             por el Espíritu de Dios

de Dios, el escogido.                                                      muy firme permanece.

Es nuestro Rey Jesús,                                                     Nos pueden despojar

El que venció en la Cruz,                                               de bienes, nombre, hogar,

Señor y Salvador,                                                           el cuerpo destruir,

Y siendo él solo Dios,                                                     mas siempre ha de existir

Él triunfa en la batalla.                                                  de Dios el Reino eterno.

                                                                                                                  

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *